Haciendo historia y salvando vidas, el Alma Mater oriental

Like
2

Ante la compleja situación epidemiológica que vive la provincia Santiago de Cuba, se decidió habilitar varios «Hospitales de Campaña» en el municipio cabecera. Desde este domingo 17 de enero, la sede Julio Antonio Mella, del Alma Mater oriental, se sumó a los ya existentes. Su misión esencial es acoger a contactos directos de casos positivos.

Con el apoyo de la Institución, perteneciente a la Educación Superior, se garantiza disponibilidad suficiente de camas para los pacientes; así como las condiciones necesarias para ayudar, eficientemente, al sistema de salud.

En la sede Julio Antonio Mella, jóvenes comprometidos con su tiempo, libran la batalla más difícil que les ha tocado vivir. Se trata de hombres y mujeres de batas blancas; de miembros de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC) y la Federación de Estudiantes Universitarios (FEU); así como profesores y trabajadores de la Universidad de Oriente.

Allí, se encuentran luchando contra un enemigo invisible, enfermeras y doctores, con la ayuda de más de una veintena de voluntarios altruistas y otros entregados, que estarán incorporándose en el transcurso de los días. Entre ellos se cuentan dos estudiantes del Instituto Superior de Relaciones Internacionales (ISRI).

Como parte del trabajo que se realiza en este «Hospital de Campaña», está la realización del conocido «test rápido» a todos los ingresados. Esto arroja resultados importantes para la posterior toma de decisiones. Los pacientes negativos al virus han sido dados de alta; los positivos, en cambio, se trasladan a otra Institución de salud. Hasta el momento en que se redactó esta nota, había hospitalizados más de 70 pacientes sospechosos.

La cifra de ingresos debe incrementarse en las próximas jornadas, ya que en los últimos días la provincia acumula más de 500 casos positivos activos ingresados en hospitales. Esta alarmante cifra de infectados requerirá el concurso de un mayor número de jóvenes valientes, dispuestos a salvar vidas y alcanzar la victoria en la lucha contra la tenaz enfermedad.

La Universidad de Oriente muestra su apoyo ante el combate contra el SARS- CoV-2. Desde la aparición de la pandemia en Cuba asumió la tarea, convirtiendo la residencia Antonio Maceo, en aquella ocasión, en un centro de aislamiento. Tarea que se ha retomado en este 2021, como respuesta  a la segunda ola de contagios que sufre nuestro país.

Como parte de la investigación para redactar esta información, un equipo de la Dirección de Comunicación Institucional de la Universidad, conversó con varios voluntarios que, sobre todo, llaman a la población santiaguera a cumplir las medidas y  cuidarse.

En próximas publicaciones daremos detalles de cómo es el día a día de los valientes que están haciendo historia  y salvando vidas.

Like
2

6 comentarios

  1. Es una tarea que requiere de absoluta responsabilidad y entrega. Muchos han contribuido con ella en otras ocasiones y ahora vamos por más asistencia y salud. #UOCuba dispuesta a salvar más vida.

  2. Saludos para los valientes que enfrentan este reto impuesto por la actual situación epidemiológica de nuestra provincia. Un gran abrazo y a cuidarse.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.