Encuentro generacional desde el CNEA

Like

El Salón de Reuniones del Centro Nacional de Electromagnetismo Aplicado fue espacio propicio para que se realizara un Encuentro entre Generaciones.

En el mismo participaron fundadores, jubilados, trabajadores y jóvenes investigadores, donde las anécdotas fueron el plato fuerte del intercambio.

Anécdotas, momentos vividos, experiencias profesionales y más, formaron parte del Encuentro. Al respecto la Dra.C. Mónica Rosario Berenguer, Subdirectora General del CNEA, acotó:

Este encuentro lo hicimos con el objetivo de recordar anécdotas vividas en estos 30 años, y de que los jóvenes conocieran cómo surgimos, así mismo compartimos todas las tareas y las metas a las que nos enfrentamos en el Centro, para poder llegar a este aniversario con una salud que está en pleno apogeo, es decir, con buenos resultados.

En lo personal, trabajar estos 30 años en el CNEA ha constituído un crecimiento personal, me he desarrollado no solo desde el punto científico, intelectual, sino también personal y humano.

Todos los que han hablado de sus experiencias coinciden, y me incluyo yo, en ese criterio de que todos somos una gran familia.

Miriam Oro, Licenciada en Ciencias Biológicas que laboró en el CNEA en el 2008, nos cuenta de su paso por este Centro, y de cómo se sintió al regresar a este encuentro; ahora que está jubilada:

Trabaj´é en el Labotario de Fermentación, recuerdo mucho la unidad existente entre todos los trabajadores del Centro, el problema de uno era el problema de todos. Me sentí muy feliz al volver a encontrarme con mis compañeros; siempre que me necesiten estaré a sus dispocisión.

Por su parte Dignora Dinza Verdecia, una de las jóvenes investigadoras del Centro, nos cuenta sobre su experiencia:

Soy Ingeniera Mecánica; comencé a trabajar acá en el CNEA en el 2016; desde que entré estoy en el Área de Desarrollo Tecnológico, en la parte de producción, soy especialista allí; realizo investigaciones que me han permitido realizar mi maestría en Eficiencia Energética, y me siento muy agradecida con todos los compañeros que me han apoyado en estos 5 largos años. Continuaré dando mi granito de arena para el beneficio del Centro.

Para la gran mayoría de los trabajadores del CNEA, el secreto para lograr mantenerse estos 30 años cosechando éxitos, está en la unidad que siempre ha caracterizado al colectivo.

Like

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.