El aporte del claustro de la Universidad de Oriente a los estudios martianos

Like

En Santiago de Cuba, los estudios martianos han constituido una hermosa tradición entre intelectuales y profesores universitarios, entre los que ha de destacarse a: Francisco Sellén, Enrique Collazo, Enrique Trujillo, Rafael Argilagos, Rafael Esténger y Rebeca Rosell Planas. A esa tradición se ha sumado la Universidad de Oriente desde su fundación, en 1947.

Ya en el acto que diera origen al centro, efectuado en la sede del Gobierno Provincial de Oriente, el 10 de octubre de 1947, el rector, Dr. Felipe Salcines Morlote, expresó:

[….] ha surgido, la expresión más esplendorosa, más elevada, más humana, de  todas las expresiones de la conciencia de un pueblo; ha surgido otra Universidad, la autóctona Universidad cubana por su fundación, producto de la ciudadanía que hicieron nuestros varones del 68 y las prédicas de nuestro Apóstol Martí. ¡¡ Ha surgido, la Universidad de Oriente!!

A pocos meses de ese instante, en la noche del 27 de enero de 1948, el centro universitario realizó un acto de homenaje al Prócer por el 95 aniversario de su natalicio, en el cual hicieron uso de la palabra profesores y alumnos que exaltaron la vigencia del pensamiento martiano y la necesidad de su estudio para lograr la República con la que el soñó.

En el discurso de apertura, titulado “Martí en la Universidad de Oriente”, el profesor Felipe Martínez Arango realizó una evocación al Héroe y destacó facetas de su personalidad, enjuiciándolo como orador, pensador y, sobre todo, como el más realista de los grandes libertadores de América: “[….] Maestro de pasmosa cultura enciclopédica, romántico[….]”, afirmó.

En su discurso, Martínez Arango le otorga una vigencia extraordinaria a Martí, al afirmar que: “mientras el imperialismo agresivo amenace con repartirse la faz de la tierra, sin respeto de las pequeñas naciones; mientras a corta distancia de nuestras playas, Puerto Rico gima miserable y angustiada, José Martí tendrá cosas por hacer en tierras de América”.

En ocasión de celebrarse el centenario del nacimiento del Apóstol, se destacó la labor de la Universidad de Oriente con la realización del “Ciclo martiano” entre el 28 de enero y el 27 de mayo de 1953, que no solo permitió exaltar los valores martianos sino también mostrar a un Martí integral, en momentos de una coyuntura política difícil, originada por el Golpe de Estado del 10 de marzo de 1952. Todas las conferencias y ensayos del Ciclo fueron publicadas en el libro Pensamiento y acción de José Martí, compilado por el Departamento de Extensión y Relaciones Culturales de la Universidad de Oriente.

Entre las conferencias impartidas estuvieron: “Perfil vigente de Martí”, a cargo del Dr. Felipe Martínez Arango; “Martí y España” por José Luis Galbe; “Intimidad de Martí: su hogar” por Manuel Álvarez Morales; “La voluntad de estilo de José Martí”, por José Antonio Portuondo; y “Una interpretación sicológica de Martí”, por Aníbal Rodríguez. Recoger esos y otros textos en Pensamiento y acción de José Martí constituyó un aporte importante a la historiografía martiana.

Otros profesores también contribuyeron de manera sistemática a enriquecer los estudios martianos desde la Universidad de Oriente. Uno de los más eminentes fue el español Herminio Almendros (1898-1974). Entre sus obras destacadas aparece el estudio A propósito de La Edad de Oro de José Martí. Notas sobre literatura infantil, publicada por la UO en 1956, que se ha convertido en un clásico entre dentro de la variedad de trabajos relacionados con la revista escrita por Martí para los niños de América.

Otro fervoroso martiano y fundador de la Universidad de Oriente fue el abogado e historiador Leonardo Griñán Peralta (1892-1962), quien publicó en 1943 el volumen Martí, líder político. El texto sería presentado durante las sesiones del Primer Congreso Nacional de Historia, efectuado en La Habana en 1942, y su publicación fue precisamente el resultado de uno de los acuerdos del cónclave. Griñán Peralta desarrolló a lo largo de su vida una rica labor historiográfica, en la que se destacan sus estudios biográficos con caracterizaciones psicológicas: Maceo, análisis caracterológico (1936), El carácter de Máximo Gómez (1946), Carlos Manuel de Céspedes, análisis caracterológico (1954) y “Guillermón Moncada, el caballero negro”, publicado en Ensayos y Conferencias (Universidad de Oriente, 1962).

Con Martí, líder político, el autor, sin abandonar su objetivo de realizar un análisis caracterológico, logra además reseñar los atributos esenciales de la personalidad del Maestro, revelando por qué fue Martí un político excepcional.

Pero en realidad la publicación del estudio psicológico sobre José Martí quedaría postergado durante más de 50 años, hasta que en el 2002, gracias a la perseverancia de los hijos y amigos de Griñán Peralta, la Editorial Oriente publicó Psicografía de Martí, con el que se completa la serie de biografías con análisis sicológicos de próceres cubanos que emprendiera Griñán.

Al triunfar la Revolución se abren nuevas posibilidades para una valoración renovada e integral de la actividad martiana. La Universidad de Oriente continuaría así el aporte a la temática. Una muestra de esta pasión martiana de los profesores del claustro universitario se confirma con la carta que José Antonio Portuondo respondiera al profesor Manuel Pedro González acerca de la posible edición de las obras del Apóstol, en virtud de una gestión del profesor Felipe Martínez Arango, director del Departamento de Extensión y Relaciones Culturales.

El intelectual español Herminio Almendros publicó entonces, en 1968, Nuestro Martí, texto frecuentemente reeditado y muy utilizado por jóvenes y adolescentes. Portuondo regresaría a laborar en la Universidad de Oriente, como rector, entre 1962 y 1965, y como tal continuaría sus contribuciones al entendimiento de la obra martiana.

La realización de estudios doctorales permitió que nuevos autores también aportaran sus investigaciones en la temática martiana, este fue el caso de los profesores: Hebert Pérez Concepción, Omar Guzmán Miranda, José Antonio Escalona Delfino, Israel Escalona Chádez, Dalia Rodríguez Bencomo y Reinaldo Suárez Suárez. Semejantes motivaciones han generado además tesis en opción al título académico de Master en Estudios Cubanos y del Caribe y en Ciencias Sociales y Pensamiento Martiano. Así adquirieron esos títulos Yamil Sánchez, Luz Elena Cobo Álvarez, Luis Felipe Solís Roberto Tremble y Namilkis Rovira, entre otros.

Los profesores universitarios, igualmente, han contribuido al conocimiento de la vida y acción del Héroe Nacional con la participación en los seminarios de estudios martianos y los eventos convocados por la Cátedra Martiana de la UO. Asimismo, egresados de la Universidad de Oriente han alcanzado reconocimiento nacional e internacional por sus investigaciones sobre la vida y obra de Martí. En este sentido sobresalen Jorge Ibarra Cuesta, Ibrahim Hidalgo y Joel James.

Los profesores de la Universidad de Oriente han publicado numerosos libros con enfoques diversos sobre la obra de Martí y su recepción a lo largo del pasado siglo veinte. Algunos de esos escritos han obtenido premios y reconocimientos nacionales e internacionales. Estudios de Reinaldo Suárez Suárez, como: “Contextualización del abolicionismo martiano de la pena de muerte” (Premio de Monografías por la Excelencia) y Martí contra Alphonse Karr ¿De qué sirven vuestras leyes? (Premio Emilio Bacardí de Ensayo Histórico); y de Israel Escalona: José Martí y Antonio Maceo: la pelea por la libertad (Premio de la Crítica Martiana Medardo Vitier) y “La historia de la recepción martiana: balance y prioridades de un tema de investigación” (Premio Ramón de Armas), escrito en coautoría con el MSc. Rafael Borges y publicado en el libro Presencia del Apóstol. Tres estudios sobre recepción martiana; atestiguan lo referido. En 2012, el profesor Israel Escalona recibió nuevamente el premio martiano Ramón de Armas por el ensayo “Develar nexos perdurables. José Martí y las localidades cubanas. Un reto historiográfico”, que fuera publicado en el libro La historiografía de la Revolución Cubana. Reflexiones a 50 años.

Desde el punto de vista temático, los profesores e investigadores de la Universidad de Oriente han aportado a los estudios martianos en tres direcciones fundamentales: a) Revelaciones sobre la biografía de Martí, b) Análisis sobre facetas de la acción revolucionaria e ideario polifacético martianos, y c) Estudios sobre historia de la recepción martiana.

Con respecto a las revelaciones sobre la biografía, se destacan los aportes de Manuel Fernández Carcassés, Zoila Rodríguez Gobea e Israel Escalona Chádez, en el libro Donde son más altas las palmas. La relación de José Martí con los santiagueros.

En lo referido al análisis de la acción revolucionaria e ideario martiano, sobresalen las contribuciones de José Antonio Escalona Delfino con sus libros: Aspectos del concepto de política de Martí y En torno a los aspectos filosóficos del pensamiento martiano. Elementos de la cosmovisión martiana; Hebert Pérez, con: José Martí y la práctica política norteamericana (1881-1889) y Sobre los Estados Unidos y otros temas martianos; y Reinaldo Suárez, con: Todos los viernes hay horca. Martí y la pena de muerte en Estados Unidos y José Martí contra Alphonse Karr ¿De qué sirven vuestras leyes?

Sobre historia de la recepción martiana se destacan los libros: Donde son más altas las palmas. La relación de José Martí con los santiagueros, Presencia del Apóstol. Tres estudios sobre recepción martiana, y El legado del Apóstol. Capítulos sobre la historia de la recepción martiana en Cuba, en los que participan José Antonio Soto, Hebert Pérez, Reinaldo Suárez, Manuel Fernández Carcassés, Luis Alberto Pérez Llody, José Antonio Escalona, Yamil Sánchez, Israel Escalona, Octavio López y Luz Elena Cobo.

También los investigadores jóvenes han contribuido con la publicación de libros. Este es el caso de: Nombrar a Martí (compilación de Reynier Rodríguez y Yamil Sánchez) y Nuevos estudios históricos y culturales. Indagaciones de jóvenes investigadores santiagueros (compilación de Roberto Tremble y Yamil Sánchez).

El interés – por continuar develando aspectos poco conocidos o inexplorados –, demostrado por los más jóvenes colegas es la garantía de que el claustro de la Universidad de Oriente seguirá contribuyendo a los estudios sobre el Maestro, en consecuencia con el principio rector de que “honrar, honra”. Ellos garantizan que siga siendo esta una universidad mambisa y martiana.

Bibliografía

Salcines Morlote, Felipe: Discurso de salutación en la inauguración de la Universidad de Oriente.

Fernández Teoppes, Alejandro: “Reflexión crítica en torno a la recepción martiana del claustro de la Universidad de Oriente (1947– 1957)”. Trabajo de Diploma en opción al título de Licenciado en Historia.

Martínez Arango, Felipe: “Martí en la Universidad de Oriente”, en Homenaje a Martí, pp. 5- 8.

Cobo, Luz Elena y Octavio López: “Pensamiento y acción de José Martí: el aporte historiográfico de la Universidad de Oriente en el centenario martiano”, en El legado del Apóstol. Capítulos sobre la historia de la recepción martiana en Cuba, pp. 240 – 255.

Romero, Cira: “En plena epidemia de cultura” en revista Caserón, no. 7, 2012, pp. 29 -30.

Escalona, José A.: “Martí en José Antonio Portuondo”, en El legado del Apóstol. Capítulos sobre la historia de la recepción martiana en Cuba, pp. 271 – 295.

Like

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.