La Universidad de Oriente ante la amenaza del huracán Irma

A partir de las indicaciones de la Rectora se toman las medidas pertinentes para preservar el capital humano y material del centro. Más »

 

#UO70: Significación que tiene la Universidad para Oriente (revista Síntesis)

Asociacion Pro-universitaria de oriente

Por el Dr. José A. Aguilera Maceiras

(Inspector Provincial de Escuelas Privadas) y (Secretario del Club Rotario)

Para nuestra provincia la creación y funcionamiento de la Universidad, representa la cristalización de un an­helo largamente acariciado, lo cual ha sido posible por el desinteresado esfuerzo de un grupo de cubanos de buena voluntad.

Representa esta Universidad un paso de avance en el desarrollo de nuestra cultura regional y una manifestación de las inquietudes intelectua­les que animan a nuestra provincia, cuyos perfiles culturales van acusán­dose cada día más con características propias.

Viene a llenar una sentida necesi­dad de todas nuestras clases sociales, especialmente de aquellas que econó­micamente se encuentran más modes­tamente dotadas porque ofrece oportunidades a la misma de adquirir una cultura superior y un título pro­fesional que, de otra forma no po­drían adquirir por falta de los indis­pensables recursos económicos para realizar estudios universitarios fuera de la ciudad o de la provincia en que viven.

La Universidad de Oriente favorece además los intereses culturales de to­da la República, porque contribuirá  a descongestionar de alumnos a la Universidad de La Habana con lo que ganará en rendimiento el desarrollo de las labores de profesores y alum­nos, y aumentará notablemente el al­to nivel de eficiencia que debe carac­terizar a los centros superiores de cultura como son las Universidades.

La labor desarrollada por la Uni­versidad de Oriente en los dos cursos que lleva funcionando, puede calificarse como meritoria, mejor aún, como brillante por todos conceptos.

Los profesores, con un cabal sen­tido de sus altas responsabilidades y con una verdadera preocupación por cumplirlas a plenitud, han creado un clima propicio para el estudio y la in­vestigación y han tratado de desarrollar, con éxito visible, los hábitos de observación y experimentación en los alumnos, y el sentido de investigación de los hechos, de modo que puedan ser capaces de laborar por sí mis­mos en el futuro su propia cultura, y de que puedan contribuir activamente, poniendo en acción dichos hábitos, al progreso científico y académico de nuestro país.

Los alumnos, por su parte, han sa­bido captar el recto espíritu profesio­nal y académico que ha guiado a sus profesores asimilándose fácilmente es­ta forma de plantear el hecho peda­gógico, alcanzando notables adelantos en sus estudios.

Así se ha comprobado en las distin­tas actividades, excursiones, etc. aprovechadas para realizar de modo acti­vo un aprendizaje provechoso y en las pruebas a que los alumnos univer­sitarios han sido sometidos.

La labor académica de la Universi­dad de Oriente ha sido complementa­da con visible éxito con la celebra­ción de la primera sesión de su Escuela de Verano que permitió a las cla­ses profesionales de la provincia am­pliar su cultura en los distintos aspectos que fueron tratados por notables profesores nacionales y extranjeros.

Las instituciones que siempre pres­taron su calor y apoyo a la Universi­dad de Oriente desde su fundación, como el Colegio de Pedagogos al que me honro en pertenecer, tienen que sentirse plenamente satisfechos de la labor que ella viene realizando y to­do el pueblo oriental se siente asimis­mo complacido de contar con un Cen­tro de Alta Cultura que, por los re­sultados alcanzados en sólo dos años de vida, constituye ya un legítimo motivo de orgullo para esta región.

Una empresa cultural de la natura­leza de la Universidad de Oriente que, en el corto tiempo que lleva funcio­nando puede blasonar con legítimo orgullo de los magníficos frutos alcan­zados y del amplio respaldo de la ciudadanía toda de esta provincia y de sus instituciones más representativas y responsables, no puede tener otro futuro que el de su definitiva consoli­dación para seguir constituyendo un principalísimo factor de progreso pa­ra esta región, cuna de tantos hombres ilustres y de tantos grandes hechos, y tan olvidada y abandonada siem­pre, y que ahora, con tanta hidalguía y decisión como siempre, debe alzar su voz responsable para pedir la con­sagración legal de su Universidad.

Es preciso que ella cuente con edificio propio, con laboratorios, talleres, campos de experimentación, bibliote­ca, etc., necesarios a su buen funcio­namiento, y con fondos suficientes para acometer los altos empeños cultu­rales a que está llamada y que laten en el pensamiento de sus profesores y alumnos. Y sobre todo, el texto legal que, ba­sado en la Constitución de la República, consagre oficialmente, de manera definitiva, su existencia y funciona­miento.

Asociacion Pro-universitaria de oriente_0009

Asociacion Pro-universitaria de oriente_0010

IMG Asociacion Pro-universitaria de oriente_000901

Texto: Histórica foto donde aparece el Señor Ministro de Educación Dr. Aurelio Sánchez Arango en el Aula Magna de la Universidad de Oriente. En esta ocasión vino desde La Habana a visitar especialmente a nuestra Universidad cumplimentando una invitación del Consejo Directivo. Ofreció en su discurso ayudar a este Centro de Alta Cultura y así lo esta cumpliendo pues acaba de enviar la cantidad de $2,402.90 para pagar los trabajos que se vienen realizando en la preparación del Edificio de Quintero, donde funcionará la Universidad de Oriente desde el próximo Octubre. Además figuran en la foto, el Alcalde Municipal Sr. Casero Guillen, el Rector Dr. Felipe Salcines Morlote, el Decano de la Facultad de Filosofía, Dr. Pedro Cañas Abril y el Dr. Martínez Arango, Director del Departamento de Relaciones Culturales.

Guardar

Una Respuesta a: #UO70: Significación que tiene la Universidad para Oriente (revista Síntesis)

  1. Rafael Borges Betancourt dice:

    Ese artículo demuestra el espíritu innovador de la naciente Universidad de Oriente, y cómo a pesar de haber surgido sin condiciones materiales, apelaba al altruísmo y desinterés de los miembros de la comunidad universitaria, para desarrollar una empresa cultural de esa índole. También, muestra a otros colaboradores de tamaña empresa, en la figura de A.S. Arango, muy controversial en la historia nacional, pero que desde su cargo de Ministro de Educación, y a través de su amigo Raúl Roa, dio una gran ayuda a la Universidad de Oriente en sus inicios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>